¿Qué aficiones poner en un curriculum vitae?

Incluir las aficiones en el currículum suele desaconsejarse por los profesionales de RR.HH. encargados de la contratación de personal, sin embargo, en ciertas ocasiones, cuando las aficiones aportan información sobre las competencias del trabajador, tus hobbies sí pueden ayudarte a conseguir el puesto que deseas. Si, por ejemplo, practicas algún deporte y te postulas para trabajar en una tienda deportiva o, en tu tiempo libre entrenas a algún equipo infantil o diriges un grupo de teatro amateur y la posición que ansias requiere de capacidad de liderazgo, mencionar estas aficiones en tu CV es muy recomendable.

Así pues, si crees que tus aficiones pueden tener relación con el trabajo o empresa a los que postulas, inclúyelas en el currículum.

Piensa primero los motivos y los valores relacionados con las actividades que practicas, así te será más fácil explicarlos en tu futura entrevista. Como siempre te recomendamos desde OnlineCV, el creador de currículum en línea, es muy importante que no exageres ni mientas en ningún apartado de tu CV. Este consejo también es válido para tus aficiones, ya que además de no ser honest, podría generarte problemas si, por ejemplo, en la entrevista de trabajo, el profesional de Recursos Humanos desea profundizar en alguna de tus aficiones que no realizas.

En el siguiente apartado queremos ponerte algunos ejemplos de aficiones en el currículum. Presta atención y toma nota.

aficiones para poner en el curriculum vitae

Ejemplos de aficiones para poner en un currículum

Ya hemos destacado que, en algunas ocasiones, merece la pena reflejar tus aficiones en un currículum vitae profesional; ahora es el momento de que veas algunos ejemplos generales que te pueden ayudar a la hora de incluir tus aficiones en el CV. No olvides destacar las competencias que tus aficiones te han ayudado a adquirir más allá del desarrollo de la propia actividad.


Cocinar
Esta actividad puede generar la imagen de que eres una persona creativa, minuciosa, adaptable y a la que le gusta aprender cosas nuevas. Mencionar un plato que has mejorado con los años o un tipo de cocina concreto sería lo ideal. Según el tipo de empresa al que estés postulando, incluso podrían dejarte practicar esta afición en la compañía.

La pintura
Dedicar tiempo a la pintura, te resaltará como alguien paciente y con una gran capacidad de concentración. Si tienes alguna obra de la que te sientas particularmente orgulloso, tal vez tengas oportunidad de destacarla en una entrevista si te preguntan por esta afición.

La fotografía
Se trata de un hobbie muy valioso, especialmente cuando se busca trabajo en la industria audiovisual o en empresas de marketing. Al mismo tiempo, resulta un complemento que genera curiosidad y que te hará destacar como una persona creativa. Será conveniente añadir esta afición cuando se realice de forma activa y profesional, es decir, cuando se tengan conocimientos reales sobre ella.

Practicar un deporte
Independientemente de si se trata de un deporte que se realiza de forma individual o en grupo, será una actividad que te dejará en una buena posición. Los valores que se aprenden al practicar un deporte son fácilmente aplicables a casi cualquier puesto de trabajo: concentración, trabajo en equipo, ambición, respeto, instinto de superación, etc.

Yoga
Una afición que cabe destacar por todo lo que aporta al usuario que la realiza: calma, paciencia, control del estrés, superación personal, etc. Cuánta más exigencia reclame el puesto al que se postula, más valorable será que el usuario cuente con los valores que aporta el yoga. No dejes de incluir esta afición en el currículum.

Bailar
Esta afición te hará destacar como una persona segura de sí misma, que no tiene miedo a presentarse en público y te posicionará como alguien sociable y extrovertido, un requisito fundamental para casi cualquier compañía. Destaca esta actividad si te sientes identificado con las expectativas que generará sobre ti.

Escribir
Se trata de una afición que no debería faltar en el currículum cuando el candidato se postula a empleos de periodista, servicios docentes, etc.; pero también es útil para casi cualquier puesto de trabajo. Quien sabe escribir bien y escribe de forma clara, comunica y transmite mejor lo que quiere decir. Si eres bueno con esta afición, añádela a tu currículum vitae.

Leer
Aunque a primera vista, puede parecer un cliché o recurrir a lo fácil, esta afición es remarcable siempre y cuando seas realmente alguien a quién le gusta leer con frecuencia. tener conocimientos de literatura y poder aportar datos sobre algún género literario o dar recomendaciones atípicas podría beneficiarte si en una posible entrevista te preguntan por este hobbie.

Tocar un instrumento
Sea cual sea el instrumento con el que eres habilidoso, la sensación que transmitirás al profesional de Recursos Humanos será la de alguien con cualidades como: disciplina, aprendizaje y esfuerzo, entre otras muchas. Si sabes tocar un instrumento, presume de ello en tu currículum.

Viajar
Si tus viajes han sido exóticos, poco convencionales o te han aportado algo diferente que se ha convertido en relevante para tu vida personal y profesional, destácalo. Se trata de una afición que produce curiosidad y que te puede servir para romper el hielo en una entrevista.

Por último, confía en las plantillas para currículum vitae para descargar y aprovecha los consejos que ofrecen para que tu candidatura destaque sobre las del resto de postulantes.