Crea mi CV ahora

Envía tu currículum a empresas

La guía para enviar tu candidatura con éxito
Resume Templates

Una vez que hayas cumplido con el paso más importante: hacer un currículum vitae competente y específico, será el momento de enviar tu CV a las empresas en las que te gustaría trabajar.

Sin duda, esta tarea tampoco es sencilla y hay ciertas recomendaciones y requisitos que pueden marcar la diferencia a la hora de mandar tu currículum a una compañía concreta.

Para que no tengas ningún problema con este paso fundamental del proceso de búsqueda de empleo, a continuación te mostramos cómo enviar tu currículum a una empresa, ya sea por mail, por internet, a una compañía específica, etc.

Cómo mandar tu CV a una empresa

Cuando se trata de enviar un currículum a una compañía concreta, además de la entrega del documento, hay varias formatos disponibles para mandar tu solicitud. Se pueden agrupar en las siguientes dos opciones.

Enviar el currículum por mail

Una de las alternativas más comunes en la búsqueda de empleo es presentar la candidatura vía correo electrónico. De hecho, una gran cantidad de empresas facilitan una dirección de email en la oferta de trabajo a la que los candidatos deben enviar su currículum vitae.

Sin duda, mandar el currículum por mail es una gran oportunidad para el solicitante de empleo, ya que le permite presentarse como candidato ante un posible empleador y conseguir así una ligera ventaja si lo hace de la forma adecuada.

La estructura correcta a la hora de enviar el currículum por email es la siguiente:

  1. Asunto del correo electrónico.
  2. Presentación de la candidatura.
  3. Destacar habilidades y mostrar interés.
  4. Manifestar disposición a una entrevista de trabajo.
  5. Despedida y firma.
  6. Adjuntar curriculum vitae y carta de presentación.

Mandar el currículum por internet

Otra de las opciones es enviar el currículum por internet a través de las diferentes plataformas laborales, web de empresas y redes sociales profesionales.

En este terreno destaca Linkedin, la red social más popular y relevante en este campo e Infojobs,la bolsa de empleo online que facilita el encuentro entre candidatos y parte contratante.

Mandar el currículum por internet es sencillo y muchas de las ofertas de empleo simplemente piden que adjuntes tu currículum y tu carta de presentación.

Es el caso de Linkedin, donde puedes encontrar ofertas de empleo con “solicitud sencilla” donde únicamente tendrás que incluir tu documento y, tal vez, tu carta de presentación como candidato. Por lo tanto, ten siempre tu CV actualizado y listo para enviar.

No obstante, otras ofertas de empleo piden algo más a sus candidatos y, además de incluir un currículum actual, pueden pedir que los solicitantes respondan a algunas preguntas relacionadas con su historial laboral, sus estudios o sus habilidades.

Las mejores empresas para entrar a trabajar

Muchos candidatos tienen dudas cuando se trata de buscar empleo en una pequeña o mediana empresa. En estos casos, una buena opción es tratar de encontrar vacantes disponibles en las principales compañías del país.

En España, por ejemplo, destacan empresas como:

Entre otras muchas más. Estas compañías, a menudo cuentan con sus propios portales de empleo en los que anuncian y actualizan sus vacantes ofertadas por todo el territorio español, e incluso fuera de él.

Lo bueno de presentar una candidatura a este tipo de empresas es que cuentan con una gran base de datos, así como con un importante equipo de Recursos Humanos encargado de la contratación y búsqueda de talentos.

De este modo, si envías tu currículum vitae a alguna de las principales y más grandes compañías, aunque no te escojan como candidato inmediato para un puesto, es posible que consideren tu candidatura para más adelante cuando tengan nuevas vacantes.

Es importante que cuides tu currículum y que tengas preparado un pequeño documento que resuma tu perfil profesional. Para eso, lo mejor es que personalices tu CV y que lo entregues siempre junto con una carta de presentación. En los siguientes apartados, te mostramos cómo cumplir con estos dos puntos fundamentales.

Personaliza tu currículum para cada candidatura

Si te estás preguntando si te sirve el mismo currículum para cualquier trabajo, la respuesta es muy rotunda: no, necesitas personalizar tu CV para cada oferta a la que vayas a presentar tu candidatura.

Sin duda, uno de los errores más frecuentes que se comenten en la búsqueda de empleo es enviar un currículum genérico, ya que transmite cierto desinterés por parte del solicitante.

No obstante, para no cometer este fallo no es necesario que escribas un nuevo currículum de cero para cada oferta a la que vayas a presentar tu candidatura. De hecho, simplemente bastará con tener una plantilla de currículum en la que vayas adaptando y modificando secciones y contenido en función del puesto que vayas a solicitar.

En pocas palabras se trata de adaptar tu CV y dirigirlo al puesto y a la persona que lo va a leer. Para ello, muchas veces basta con dar algún toque de distinción que muestre tu interés y motivación, así como tus ganas de trabajar con ellos.

Estos son los pasos a seguir para personalizar tu currículum para cada oferta de empleo:

  • Escoger el formato de CV adecuado.
  • Ajustar el contenido a la vacante ofertada.
  • Dirigir el currículum al persona que lo va a leer.
  • Ser lo más fiel posible a la oferta de empleo.
  • Incluir intereses y habilidades relevantes para el puesto.

Envía tu currículum vitae con una buena carta de presentación

La carta de presentación es, sin lugar a dudas, el mejor complemento de tu currículum vitae. Por este motivo, cuando envíes tu candidatura, no olvides incluir una carta de presentación junto con tu CV.

En este documento, tendrás la oportunidad de hablar sobre tu perfil como candidato, destacar algunas de tus habilidades y capacidades profesionales, así como describir qué es lo que puedes aportar a la compañía o porque eres el candidato perfecto para la vacante que tienen ofertada.

La carta de presentación profesional suele ser opcional, no obstante, es muy recomendable que cuentes con una y que la mandes junto con tu currículum vitae siempre que solicites un puesto de trabajo.

De hecho, también podrás enviar una carta de autocandidatura y tu CV a cualquier empresa, independientemente de que tengan vacantes disponibles o no.

A su vez, si no cuentas con un dilatado historial profesional o no has trabajado en nada previamente, una carta de presentación sin experiencia podría abrirte las puertas de tu primer empleo.